domingo, 8 de noviembre de 2015

Torta Rellena de Frutila y Pastelera


Si bien reconozco que en general me llama más lo salado que lo dulce, este último tiempo estoy descubriendo lo feliz que me hacen los dulces. Nunca fui muy amante de las tortas, mucho menos si en el centro de ella no me encontraba una buena capa de dulce de leche, pero me di cuenta que si en vez de dulce de leche, encuentro crema pastelera también soy inmensamente feliz.
De chica odiaba la crema pastelera, en realidad supongo que era porque no la había probado nunca y tenía el concepto de que no me gustaba. Cuando conocí a Wal, mi esposo, no podía creer que no me gustara y me insistió tanto hasta que la termine probando y hoy sé que este amor es para toda la vida (el mío con la crema pastelera, esperemos que con Wal también).  Me acuerdo el primer día que la probé, fue una tarde de verano en una tarta de Frutilla y Pastelera, y esta se convirtió en una de mis combinaciones favoritas.

Por eso esta vez cambie el tradicional relleno de dulce de leche por crema pastelera y frutilla.
En vez de hacer un bizcochuelo tradicional, hice un Genoise, se diferencian ya que este último lleva un poco de manteca derretida que le da una esponjosidad mayor.
Primero se prende el horno en 180 grados y en enmanteca y enharina el molde que utilizaremos, luego se baten los huevos con el azúcar, en este caso le agregué la ralladura de una naranja para que le dé su gusto, ésta se puede reemplazar por limón, esencia de vainilla, etc. Una vez que llegan al punto letra (si levantamos las espátulas de la batidora, se puede hacer una letra o un garabato con la mezcla sin que se deforme y permaneciendo en el lugar), les agregamos la harina previamente tamizada (seré un poco exagerada, pero le hago doble tamizado). Batimos todo con una espátula con movimientos envolventes hasta que queda una mezcla unificada. En este momento derrito la manteca y en el recipiente de ella le agrego dos cucharadas de la mezcla del bizcochuelo para igualar densidades, una vez hecho esto, vuelco la mezcla donde está la manteca en el recipiente principal, mezclo rápido con movimientos envolventes nuevamente y ahora sí lo paso al molde. Si quieren hacer el bizcochuelo tradicional en vez del Genoise, simplemente se saltean el paso de la manteca.  Esto va al horno por aproximadamente 20-25 minutos, está cuando uno pone el cuchillo en la mitad de la preparación y éste sale seco.

Para la crema pastelera, pongo en una olla la leche con la mitad del azúcar y la esencia de vainilla, en un recipiente mezclo la fécula, con las yemas y la otra mitad del azúcar. Cuando la leche hierve con un cucharon voy volcando de a poco la leche hirviendo a la mezcla de las yemas y mezclando permanentemente para igualar temperaturas y que las yemas no se coagulen, así avanzo hasta la mitad de la leche, en ese momento paso la mezcla en forma de hilo a la olla en el fuego sin dejar nunca de batir. Una vez que hierve todo en el fuego lo apago y paso la crema pastelera a otro recipiente donde la tapo con papel film en contacto y la guardo hasta el momento del uso.
Una vez que el bizcochuelo esta cocido, lo retiro del horno, espero al menos 10 minutos para desmoldarlo y lo corto. A mí me gusta humedecerlo para que quede más esponjoso, elijo hacerlo con un almíbar casero, llevando a hervor agua y azúcar. Lo relleno con la crema pastelera (la paso por la manga que la deja con una mejor textura a mi gusto) y le agrego las frutillas cortadas. Vuelvo a tapar con la capa de arriba del Genoise. 

Para el bañado preparé un Merengue Italiano. Para hacerlo se ponen las claras en la batidora y se realiza un almíbar. Se hierve el agua con el azúcar por aproximadamente 5 minutos hasta llegar a los 118 grados, para darse cuenta que estamos en ese momento se sumerge una cucharita del almíbar en un cacharrito de agua fría y con el dedo se puede armar una bolita. Una vez llegado a este punto se pone en la batidora donde se están batiendo las claras y se deja hasta que al tocar el recipiente no esté caliente.  Se pone en la manga y se decora la torta que luego de un tiempito en la heladera ya va a estar lista para disfrutar!!!!

A mi esposo le tengo que agradecer miles, millones de cosas, de momentos felices y de haber acompañado en los malos, sonrisas, viajes, paciencia, apoyo constante pero más que nada haberme hecho probar la crema pastelera!!!! Te amo Pipi!

Ingredientes:

Para la Genoise:
4 Huevos
120 gr de Harina 0000
120 gr de Azucar
15 gr de Manteca Derretida

Para la Crema Pastelera:
6 Yemas
125 gr de Azucar
40 de Fécula de Maiz
1/2 litro de Leche

Para el Merengue Italiano:
80 gr de Claras (2)
80 ml de Agua
160 gr de Azucar.







1 comentario:

  1. Seguirte en éstos manjares que te deslumbran por el amor con que los haces y por como lo expresas es una perdición para las que queremos no ser muuy "gorditas"!!!!!!!
    Adelante!!!!! por que hay mucha energía en lo que haces.

    ResponderEliminar

Nos gustaría que nos dejes tus comentarios! Muchas gracias!